El tiempo de mi casa

Cómo nos duele cuando alguien deja nuestra vida. Por alguna razón las despedidas siempre parecen finales y eternas aún cuando no conocemos el futuro y no tenemos idea de qué vendrá mañana. Algunas despedidas sí son para siempre, las que hacen que el mundo se detenga por instantes, que el color se diluya con los días. La gente querida a la que nunca volveremos a escuchar.

El tiempo de mi casa, es un libro pequeño de pasta blanda que saca lágrimas y suspiros al narrar un tema tan pesado de manera tan ligera. Un día, el abuelo ya no está y el tiempo se detiene. Nadie sabe cómo arreglarlo ni qué hacer para que el gato despierte y la sopa llegue a su punto. Eso hasta que esculcando las cosas del abuelo se hace un gran descubrimiento.

Me hace pensar un poco en todo lo que confiamos a los demás en la vida y lo que pasa con nosotros en el momento en el que ya no están: olvidamos darle vuelta al reloj, darle de comer al perro, comprar la comida favorita del bebé y cambiar las sábanas los lunes. Tal vez por eso es tan terrible el pensamiento: además de lo que te extrañaré ¿cómo haré sin ti?

El formato de este libro pertenece a una serie de libros cortos ilustrados todos muy bellos. Escrito e ilustrado por Samuel Castaño Mesa para la editorial Tragaluz de Colombia en 2016.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s